Chocalladas

Chocalladas, serenatas… xuntanzas de veciños con toda aquelo que faga ruído e coa intención de molestar os noivos. A razón para estas estrondos era a diferencia de idade da parella, que ambolos dous pasaran de lonxe a sua xuventude, que un era viudo/a ou calquer outro elemento que consideraran os organizadores que daba licencia de troula. Na chocallada participaban nenos, homes e mulleres e non eran poucas as formadas so por elas. En moitos casos tras días de ruído era a Guardia Civil quen as remataba, en ocasións o noivo que disparaba contra a multitude. E posible que a Coruña da Pescadería e a Cidade Vella tivera a comezos do século XX varios de destes espectáculos pero onde residía con forza esta tradición era no Concello de Oza (anexionado en 1912) e así nas novas aparecen Monelos, A Silva ou o que traemos aquí: San Roque da Fora.

15781156_10208348487050580_8469414947218976601_n (1)
El Noroeste: Año VII Número 1819 – 1902 mayo 15

Outra das chocalladas de San Roque está rexistrada nas memorias do Emilio González López que naceu nese lugar. O autor indica que ainda que existen as causas clásicas para a xolda (segundas nupcias, diferencia de idade) a existencia dunha rivalidade política podía ser o motivo principal para facelo.

La diferencia social entre Espiñeira y el resto de los vecinos de San Roque, entre el representante de una clase media conservadora y una población obrera en su mayor parte anarco-sindicalista, se manifestó de una manera ruidosa con motivo de las segundas bodas del pequeño industrial y no tan pequeño propietario de casas, con una joven sobrina suya, pues la noche de bodas fueron los desposados amenizados con una estrepitosa cencerrada, por un numeroso grupo de vecinos, jóvenes y viejos, provistos de los más desacordes instrumentos metálicos, desde ya estropeadas sartenes hasta inservibles cazos, así como pitos, cornetas y cuanto puede hacer ruido. Había algo carnavalesco, de entierro de la sardina o de Martes de Carnaval en la cencerrada que le dieron a Espiñeira, representante de la clase media, sus vecinos de la clase obrera.

Esta nova de 1903 dun lugar de Ourense indica como as chocalladas non sempre están vencelladas as mesmas tradicións. Un veciño doutra aldea fai as beiras a unha rapaza do lugar e os paisanos da moza piden un trabuco dun peso como manda a tradición. O extranxeiro négase e entón comeza a chocallada ¡a nai da moza!.

gracia
El Correo de Galicia : Diario independiente de avisos y noticias: Num. s.n. (07/05/1903)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s