Os esqueletos da Cooperativa Cívico-Militar

Planos Históricos Concello da Coruña. ESPOZ Y MINA, ANGOSTA DE SAN ANDRÉS Y DE LA BARRERA. HOJA 24 [Barón y Yáñez (1879) y diversos de 1900]
Planos Históricos Concello da Coruña. ESPOZ Y MINA, ANGOSTA DE SAN ANDRÉS Y DE LA BARRERA. HOJA 24 [Barón y Yáñez (1879) y diversos de 1900]

No 1895 o abrir unhas gabias no edificio da Cooperativa Cívico-Militar ou Pazo do Marqués de Almeiras atopanse dous esqueletos humáns que levan a periodistas e veciños a especular sobre a data e a causa da morte repasando a historia da construcción.

Podedes ler mais sobre a historia do Pazo do Marqués de Almeiras neste post: Edificions desaparecidos: O Pazo do Marqués de Almeiras ou Edificio da Cooperativa

Descubrimiento de osamentas
Con motivo de las obras que se ejecutan en el gran edificio donde estuvo instalado el Liceo Brigantino, ocupado ahora por la Cooperativa Cívico—Militar, y al abrir una de las zanjas que se cavan para cimentar pilastras de piedra en el vasto patio de dicha finca, aparecieron dos esqueletos de desigual desarrollo, uno de ellos al parecer de hombre muy corpulento.

El Anunciador: diario de La Coruña y de Galicia - 6 de junio de 1895
El Anunciador: diario de La Coruña y de Galicia – 6 de junio de 1895

Echándose á discurrir las gentes por el campo sin límites de las suposiciones, quiénes imaginaban que dichos restos humanos datan de la guerra de la Independencia, quienes del tiempo en que allí hubo una prisión, quiénes de la época del cólera morbo, quiénes, por ultimo, figurábanse que se trata de una desgracia que ha querida ocultarse, y hasta de algún crimen misterioso.

Los esqueletos, que estaban juntos, á no gran profundidad, parecen pertenecer á personas que vivieron treinta y tantos años ha ó más, y recuérdase que precisamente por aquél entonces hubo un circo ecuestre en el patio del edificio en cuestión, de mayor área que al presente por no haberse edificado todavía en parte del mismo las cuatro nuevas casas que tienen entrada por la calle del Torreiro.

Más distante de esa fecha hubo allí fábrica de sombreros, propiedad de un industrial apellidado Barrié, por cuyo apellido fué conocido el edificio durante mucho tiempo, y más recientemente fábrica de relojes, la de nuestro distinguido paisano el Sr. Iglesias.

Como es natural, el Juzgado de instrucción llevó á cabo las diligencias que estimó necesarias, disponiendo el traslado de esas osamentas, confundidas ayer tarde en revuelto montón al departamento correspondiente del Cementerio General.

Imagen pixabay

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s